Almas de Mi Sacratísimo y Eucarístico Corazón

Llamado de Amor y Conversión del Sagrado Corazón de Jesús 18 de agosto de 2016 Almas de Mi Sacratísimo y Eucarístico Corazón, a quienes he redimido con Mi Muerte en la Cruz, les muestro la Luz de la Verdad, de la Verdad que se ha encarnado, de la Verdad que ha nacido del Vientre de la Mamá del Cielo y esa Verdad Encarnada, soy Yo, Jesucristo que soy la Verdad, el Camino y la Vida.
Queridas almas, preparen vuestros corazones con la oración y con el ayuno, y con vuestros corazones abiertos a Mi Palabra, reciban Mi Verdad. Oren, queridos hijos, para que comprendan la Verdad contenida en Mi Evangelio. Oren, queridas almas, para que puedan vivir la Verdad que les he enseñado a lo largo de las Escrituras. Recuerden, queridos hijos, que soy el Verbo Encarnado, y este Verbo es la Verdad Eterna.
 

Oren, Mis pequeños apóstoles del fin de los tiempos, para que vivan en la Verdad y preparen sus corazones para vivir esta Verdad en plenitud en el Reino de la Palabra de Dios, que está muy cerca para implantarse en amor y con devoción en los corazones que se han preparado. El Reino de Mi Verdad, de la Verdad del Santísimo Sacramento, está cerca. Les amo y les doy Mi Bendición Eucarística, en el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén

 

Llamado de Amor y Conversión del Casto y Amante Corazón de San José.

17 de agosto de 2016

 

Queridos hijos de María, al caminar en este desierto espiritual en que todas las pequeñas almas están pasando, cruzando un umbral de sufrimiento, de dolor, de angustia, deben cruzarlo bajo la sombra de la Reina Celestial.

 

Pequeños, el mundo está desértico, árido, infértil en la vida espiritual. No hay interés por la virtud, por la santidad, por el Amor Santo que viene del Padre y los hombres se alejan, corren tras ídolos, y no se arrepienten.

 

El pequeño Resto Fiel que ora y persevera, deben interceder por esas almas que no conocen el Amor de Dios. Jesús conoce vuestras necesidades, problemas y sufrimientos, pero Él les pide que ofrezcan esos dolores, y junto a estos dolores, ofrézcanse también ustedes mismos para que sean pararrayos de Gracias y de Misericordia para el mundo entero. Y no tengan miedo de caminar en el desierto porque, al igual que pasó conmigo, irán acompañados de Jesús y de la Mama Celestial hacia un refugio de Amor, de Luz y de Paz.

 

Oren y confíen porque el Triunfo de los Sagrados Corazones de Jesús y de María está cerca.

Les amo y les bendigo, en el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

 

 

Llamado de Amor y Conversión del Corazón Doloroso e Inmaculado de María

16 Agosto 2016

Queridos hijos, como Vuestra Mama del Cielo, hoy deseo enseñarles las cosas del Cielo. Quiero, también, que ustedes vivan lo que el Sagrado Corazón de Mi Hijo vivió a sus doce años cuando, perdido por tres días, San José y Yo lo encontramos predicando en el Templo con los maestros de la Ley; cuando le pregunté porque nos había hecho esto, porque estábamos preocupados por Él, Mi Hijo Jesús respondió: Debo ocuparme de las cosas del Padre.

 

Queridos hijos, preocúpense, también, ustedes por las cosas del Padre Celestial, lean la Palabra de Dios y, a través de la oración y el ayuno, fortalezcan su relación con Dios. Hijitos, las preocupaciones de la vida no deben sobreponerse con las cosas celestiales, porque recuerden el mandato que dio el Señor en la Ley a Moisés: Amar a Dios sobre todas las cosas. Y Mi Hijo Jesús les ha enseñado: Busquen primero el Reino de Dios y todo lo demás, es decir, lo necesario, les será dado por añadidura. Vuestra primera ocupación debe ser Mi Hijo Jesús, atiéndanlo con amor, escuchen su Evangelio, y acompáñenme a Mí, Vuestra Mama, al pie de la Cruz, donde está Mi Hijo Jesús, y juntos recibiremos el nuevo Reino Eucarístico que vendrá a toda la tierra.

 

Oren y aumenten vuestra fe, con la oración, y con la oración vivan en esperanza los Llamados de Amor y de Conversión. Vuestra Mama les ama. En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

 

 

 

 

Llamado de Amor y Conversión del Corazón Doloroso e Inmaculado de María (Festividad de la Asunción de María)

15 de agosto de 2016 Queridos hijos, con Mi Manto Inmaculado los cubro y los protejo del maligno enemigo para que sean siempre decididos a decir “sí” a la Voluntad del Señor, y estén dispuestos a vivir la Palabra de Dios.

 

Cuando viven la Palabra de Dios, las promesas que Ella contiene se hacen realidad en vuestros pequeños corazones. Y la Palabra de Dios les iluminará, purificará y glorificará, cuando sean llamados por Jesús.
Mis queridos hijos, subo al Cielo como la Corredentora de las almas, y me reconocen los coros celestiales, y la creación entera, y mis hijos fieles, como la Medianera de todas las Gracias. Por eso, pequeños, fui Asunta al Cielo por el Amor de Jesús, Mi Hijo, y junto a Él, Corredentora de su Redención, e intercedo por toda la Iglesia y por todo Mi Ejército Mariano.
Queridos hijos, Mi Asunción es la derrota de Satanás porque, levantada por Mi Hijo, es humillado con mi humildad y es cegado por la claridad de la Pureza de Dios en Mi Corazón Inmaculado.
Queridos hijos, oren con alegría, oren con fe y vivan en la esperanza Mis Llamados de Amor y de Conversión.
 

Les amo y les bendigo, con Mi Maternal Bendición, en el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Anuncios

Acerca de hmgutierrez

Me gusta compartir mensajes sobre Nuestro Senor Jesucristo, la Santisima Trinidad y Nuestra Madre Santisima.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s